jueves, 26 de marzo de 2009

“Grooming” a través de las TIC: un viejo problema en un formato nuevo

¿Qué significa “grooming”?

Groom, es una palabra del inglés, que significa preparar o entrenar para un objetivo específico o actividad concreta. Jones (2003) describe el grooming como una estrategia utilizada por abusadores sexuales para manipular a niños, niñas y adolescentes, así como a los adultos de su entorno encargados de su cuidado, para poder tener el control total sobre la víctima en el momento de la situación de abuso. Se trata de un proceso en el que el abusador vence la resistencia del niño, niña o adolescente mediante una secuencia de acciones de manipulación psicológica. También se utiliza esta estrategia para silenciar al niño, niña o adolescente, una vez que el abuso ha tenido lugar.

El grooming no necesariamente se lleva a cabo mediante el uso de las nuevas tecnologías, en las situaciones de abuso estuvo presente en su forma ‘presencial’. Sin embargo, lo que aquí nos interesa son las particularidades de estas prácticas a través del uso de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC).

Con la generalización del uso de Internet y otros dispositivos tecnológicos por parte de niños, niñas y adolescentes, las TIC se han convertido en una nueva herramienta para llevar a cabo esta estrategia de ‘preparación para causar daño’ con niños, niñas y adolescentes mientras se conectan a la red.

¿En qué consiste el grooming a través de las TIC?

Se trata de un proceso mediante el cual una persona intenta manipular y desinhibir a un niño, niña o adolescente con el objetivo de obtener gratificación sexual, a través del uso de las tecnologías (tales como Internet o teléfonos celulares) y mediante distintas estrategias de seducción emocional. Se trata de un trabajo fino y no violento que hace un adulto para seducir de forma encubierta a un niño, niña o adolescente con el fin último de tener una relación sexual.

El acosador puede elegir a su víctima a través de las TIC –por ejemplo haciéndose pasar por un adolescente en un chat- o en persona –por ejemplo pidiéndole su correo electrónico en un lugar público, como un parque o un centro comercial. Las formas de establecer y afianzar la relación con la víctima pueden variar. Pueden compartir gustos musicales, televisivos o literarios; intercambiar información, videos, fotos. El proceso se inicia tratando de establecer una relación de confianza con la víctima, mostrándole que se trata de alguien con quien pueden hablar y alguien que le entiende. Puede, incluso, tratar de aislar a la víctima, saboteando las relaciones que pueda tener con pares o familiares. En general les piden fotografías o que se desvistan o tomen actitudes más comprometidas sexualmente a través de las cámaras web. También los invitan a encontrarse presencialmente.

Pueden intentar indagar más información sobre su potencial víctima (edad, número de teléfono, intereses, grado de vulnerabilidad emocional, etc.), incluso mediante el uso de virus informáticos, y valorar el riesgo de continuar con sus planes de generar una situación de abuso. El acosador puede introducir algo de carácter secreto en ese intercambio. Este secreto puede posteriormente ser utilizado para amenazar o chantajear al niño, niña o adolescente para lograr que este acepte lo que el acosador le pide, asegurándose el control de la situación. Pueden mostrar al niño, niña o adolescente materiales sexualmente explícitos como táctica para reducir su resistencia o desinhibirlo respecto del sexo. Por ejemplo, los chantajes pueden comenzar cuando el acosador obtiene la contraseña del chat o una imagen comprometida de la víctima y amenaza con difundirla a sus contactos. Entonces, pueden chantajearla para que envíe fotos o imágenes desde su Webcam. A partir de ahí, las amenazas pueden continuar. El acosador puede intentar hacer que la víctima piense en las consecuencias que le puede ocasionar confesarle a alguien que está siendo acosado. Por ejemplo, las víctimas cuyos padres o tutores les prohibirían el acceso a la PC o al celular ante una situación así, o aquellas a las que sus padres o cuidadores les dijeron que no se conecten a un chat, resultan más atractivas para los ‘ciberacosadores’.

¿Qué relación hay entre el grooming y el abuso sexual?

La coordinadora de Investigación y Monitoreo de Niñez y Nuevas Tecnologías de la Secretaría de Niñez, Adolescencia y Familia, Inda Klein, dice que: "este es un nuevo fenómeno, una forma de abuso sexual utilizando las nuevas tecnologías. Un delito contra la integridad sexual y vulneración de derechos de los niños. Claramente, es una forma de abusar de un niño, aunque pueda suceder mientras el chico esté en su casa con sus padres".

Las situaciones de grooming, en ocasiones, no vienen seguidas de un abuso sexual consumado. Puede haber abuso sin que haya un encuentro presencial. Todo esto conlleva dificultades para la intervención y sanción ante este tipo de delitos. "Ha pasado en los juzgados que algunos dicen que sin penetración, no hay abuso. 'Qué nos espera cuando vayamos con un caso que sea vía Messenger?", dice Inda Klein. El problema está ligado a la existencia de una situación encubierta, producto de un proceso de manipulación, por el cual el menor no se siente violentado, sin embargo todo ello apunta al fin perseguido por el adulto. La víctima puede ser expuesta a material sexual inadecuado, ilegal, ofensivo o traumático (a través de: imágenes pornográficas, videos, dibujos y animaciones, mensajes de texto, correos electrónicos, relatos, sonidos y música). O puede darse una situación de ciber-abuso sexual unidireccional o bidireccional, por medio de texto o imágenes.

¿Hay leyes específicas para el grooming en Argentina?

Por todo lo anterior, se plantea el problema de la falta de legislación para la intervención ante este tipo de delitos. En octubre de 2008 se habló por primera vez sobre el problema del “grooming” en el Senado argentino, iniciándose de esta forma el debate sobre si es necesaria una legislación específica. Por el momento, en Argentina no hay una ley que penalice el delito de “grooming”. Sylvia Kierkegaard, de la International Association of IT Lawyers (Dinamarca), elaboró un estudio de cómo es sancionado y perseguido el grooming en los países que cuentan con regulaciones para el mismo. Dice que: "Uno de los problemas de la falta de legislación es que el caso es dejado sin efecto porque no hubo consumación del acto".

Así lo señala el Fiscal General del Departamento Judicial Bahía Blanca, Juan Pablo Fernández: "En materia penal resulta inválido extender la consideración de delito a aquellas conductas que no se encuentran específicamente determinadas como tal por la ley. El avance tecnológico en las comunicaciones durante los últimos años, especialmente Internet, más el fenómeno del niño frente a la computadora, han abierto la posibilidad de nuevas formas de abusos infantiles de naturaleza sexual que eran imposibles de anticipar hace algunos años, sumado a la posibilidad del anonimato o simulación de identidad y la distancia que generan cierta seguridad en el abusador. En esta materia, el Congreso de la Nación debe trabajar para actualizar la legislación en función de estas circunstancias". Según Fernández algunas de las acciones que se realizan como parte del proceso de grooming son punibles de acuerdo a la ley penal vigente: “…por ejemplo, el envío por Internet de fotos y videos de carácter pornográfico a un menor con el que se entabló un contacto por ese medio y con el propósito de corromperlo resulta constitutivo del delito de promoción de la corrupción de menores de edad. Mandar o publicar imágenes pornográficas de menores también resulta constitutivo de delito. En esos casos se puede trabajar desde el Ministerio Público Fiscal para reprimir estos hechos". Mientras que otros actos "en cambio, resultan imposibles de castigar sin un cambio legislativo en tanto constituyen actos preparatorios de delitos como el abuso sexual o la corrupción de menores por chat con identidad simulada y el abordaje del menor de dicha forma para ganarse su confianza", señala Fernández.
¿Es recomendable el uso de filtros y otro tipo de software?

Mientras se resuelven las carencias en materia legislativa, se han creado diversos programas que filtran el acceso a contenidos para adultos, e incluso programas que monitorean las conversaciones que sus hijos mantienen en el chat. Mediante este monitoreo, alertan a los padres si se identifican pautas habitualmente utilizadas en procesos de “grooming”. Este tipo de software está programado para detectar el tipo de preguntas que suelen hacer los acosadores al comienzo de la relación y si mantiene actitudes agresivas o sexuales. Y, si ese es el caso, el programa envía un aviso al niño/a y a los padres, que pueden tener acceso a ese extracto de la conversación. El analista en tecnología, Bill Thompson, señala con preocupación que los padres que no tienen muchos conocimientos sobre las nuevas tecnologías podrían creer erróneamente, que este tipo de programas para el control de las interacciones de sus hijos/as en entornos virtuales, resuelven el problema. Y, además dice que habría que mirar con recelo este tipo de mecanismos de protección basados en eliminar la privacidad de niños, niñas y adolescentes.
Esta realidad plantea algunos interrogantes sobre los mecanismos adecuados de intervención y prevención desde los distintos ámbitos encargados de la protección de niños, niñas y adolescentes. ¿Cómo abordar estas cuestiones desde la escuela y la política educativa? ¿Y, desde las familias? ¿Es necesario recurrir al uso de filtros y otro tipo de software que controlan las interacciones de niños, niñas y adolescentes en Internet? ¿Es realmente eficaz esto? ¿Dónde está el límite entre el respeto de la privacidad de niños, niñas y adolescentes y su protección de los posibles riesgos a los que se exponen en su interacción con las TIC? ¿Cómo asegurar el derecho de niños, niñas y adolescentes a un uso seguro y responsable de las TIC?
Marzo de 2009
Tatiana Barrero

Fuentes consultadas:

- BBC News “The 'anti-child grooming' website” 3 julio de 2007. http://news.bbc.co.uk/1/hi/technology/6265494.stm
- Compact Oxford English Dictionary of Current English http://www.askoxford.com/concise_oed/groom?view=uk
- Clarín. “Advierten que crece en el país el ciberacoso sexual infantil” 27 Oct 08 http://www.clarin.com/diario/2008/10/27/sociedad/s-01789753.htm
- El Litoral: “Acoso sexual infantil en la web”. 31 enero 2009. http://www.ellitoral.com/index.php/diarios/2009/01/31/nosotros/NOS-07.html
- ECPAT (2005) La violencia contra los niños en el ciberespacio - p 50-54 “Preparación para causar daño” http://www.ecpat.net/EI/Publications/ICT/Cyberspace_SPA.pdf
- Jones, V. (2003). Position paper on child pornography and Internet-related sexual exploitation of children. Bruselas: Save the Children Europe Group. En: http://www.redbarnet.dk/Files/Filer/Rapporter/Position_paper_2004.pdf

- La Nueva Provincia. “Internet: una red que da mucho pero esconde más”. 25 enero de 2009. En: http://www.lanueva.com/edicion_impresa/nota/25/01/2009/91p087/nota_papel.pdf
- Merriem Webster Online Dictionary
http://www.merriam-webster.com/dictionary/grooming

- Netsafe: “What is online grooming?”. En:
http://www.netsafe.org.nz/keeping_safe.php?pageID=325&sectionID=information&menuID=172

- Oxford University Press (2005) Oxford Advanced Learner's Dictionary http://www.oup.com/oald-bin/web_getald7index1a.pl

- Weber, G. M. “Grooming Children for Sexual Molestation” En: http://www.vachss.com/guest_dispatches/grooming.html

lunes, 23 de marzo de 2009

Debate por discriminar en redes sociales

¿CUÁLES SON LAS DISTINTAS POSTURAS EXISTENTES SOBRE EL CONTROL DE CONTENIDOS DISCRIMINATORIOS O AGRESIONES A TRAVÉS DE INTERNET? ¿ES NECESARIO CONTROLAR Y CENSURAR CONTENIDOS? ¿EXISTEN OTRAS FORMAS DE PREVENIR ESTE TIPO DE VIOLENCIA A TRAVÉS DE LAS TICs?
El caso de una joven de Bahía Blanca sordomuda disparó la polémica. La agredían en Facebook. Pero hay otros sitos de "odio".
El caso del grupo de la red social Facebook creado con el único fin de burlarse y agredir a una joven sordomuda que pide dinero en las calles de Bahía Blanca actualiza el debate que contrapone la libertad total de expresión a través de Internet, por un lado, y alguna clase de control sobre ella, por el otro.No hay dudas de que las redes sociales (y otro tipo de sitios) pueden usarse y se usan para difundir mensajes nazis y discriminatorios hacia diferentes grupos sociales, religiosos, étnicos y tribus urbanas. Hasta los seguidores de algunos géneros musicales (como el reggaeton) son el blanco elegido."Veo que nadie se animó, pero yo no aguanto más esta situación y me atrevo, y les digo: ¡Muerte a los villeros!" Así comienza el manifiesto que presenta al grupo "¡Muerte a los villeros!", alojado en Facebook. El texto termina convocando: "Ayudame y saquemos a esta gente que está arruinando el mundo". Este grupo tiene 112 miembros. Y es sólo uno de los que hay por decenas que tienen como eje central la discriminación y el odio contra algún grupo.
María José Lubertino, presidenta del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (INADI), admite que en el último tiempo aumentaron las denuncias por actos de discriminación en Internet: "El aumento de actos de odio se debe a que ante el avance en el reconocimiento de derechos, los intolerantes tienen reacciones más violentas". Pero pone el acento en que la Web es sólo el medio; "quienes discriminan son las personas", recuerda.Tomás O'Farrell, uno de los fundadores de la red social Sónico, reconoce que en su sitio aparecen grupos de este tipo. "Tenemos gente que controla los contenidos y que cuando da con alguno que viola los términos de uso es eliminado", explica O'Farrell. En cuanto al respeto a la libertad de expresión, señala que el criterio que aplican es dar una libertad total mientras no se ofenda ni se ataque a otros. "En Sónico puede haber, por ejemplo, grupos de partidos de ultraderecha, que mientras se dediquen a dar a conocer sus creencias y principios, y a fomentar su ideología, no hay problema, pero en cuanto ofendan o agredan a otros, los borramos", dice O'Farrell.
Juan Carlos Lucas, consultor de empresas vinculado a las nuevas tecnologías, opina que limitar la libertad de expresión en las redes sociales tiene el riesgo de las arbitrariedades, pero cree que sí sería deseable que los usuarios estén identificados. "Me parece que es muy importante la construcción de una identidad sólida en Internet, que sean identidades confiables, que se sepa quién es el que escribe y que sea lo más transparente posible", dice.Para Lucas, una buena alternativa es la autorregulación, "porque es peligroso depender de alguien que regule la libertad".En tanto, Lubertino defiende la más irrestricta libertad de expresión, sin censura. "Si no, ¿quién controlaría? ¿Con qué límites?", se pregunta. Pero cree también que sería saludable que las redes sociales limiten algunos mensajes, según principios legales y éticos.Quienes discriminan cometen un delito. Sin embargo, no existe una legislación específica para cuando esos actos se llevan a cabo mediante redes sociales u otros sitios de Internet. Gustavo Tanús, abogado especialista en Derecho Informático, explica que para esos casos aplica la legislación vigente contra la discriminación, por ejemplo la Ley 23.592 referida a los actos discriminatorios.

Fuente: Clarin 20 de marzo de 2009

Crece el "ciberhostigamiento" entre los chicos y adolescentes

¿ES EL CIBERBULLYING UNA VARIANTE DEL ACOSO ESCOLAR AGRAVADA POR EL ALCANCE QUE TIENEN LAS TICs? ¿CÓMO ABORDAR EL PROBLEMA CON ACOSADORES Y ACOSADOS?

"Lo hacen para divertirse más que por maldad, pero no entienden el sufrimiento del otro".

La era 2.0 ha borrado fronteras que en épocas no muy lejanas parecían murallas consolidadas. En estos tiempos de interconectividad desde y hacia cualquier punto de la Tierra, la intimidad parece un derecho de otro siglo. Todo lo cotidiano sigue su curso cuando se enciende la PC y es ahí que entonces la vida online puede transformarse en un padecimiento, sobre todo para los chicos y adolescentes.
Psiquiatras, padres y maestros coinciden en un dato que les preocupa: son cada vez más los casos en los que el hostigamiento entre pares no acaba en aulas, esquinas o vestuarios, sino que continúa en Internet. Y cada vez son más los chicos que lo sufren. El chat, las redes sociales, fotologs e incluso los mensajes de texto (SMS) se han convertido -también- en nuevos espacios de agresión en los que unos intimidan a otros. El caso de G., de 11 años, lo demuestra: el chico recibió simultáneamente varios SMS de "amigos" con cargadas por su estatura. Otra vez, vio en el blog de fotos de un compañero una foto suya trucada para ridiculizarlo. G. no pudo más que sentirse solo y apartado; ahora, además, la humillación es pública.
"Lo mismo que pasa en el aula, en el club o en el barrio, pasa en el chat. Antes eso se terminaba cuando el chico entraba a su casa o cambiaba de lugar. Ahora el problema es que llega a la casa, se conecta y ya le dicen de todo", comentó Flavia Sinigagliesi, pediatra del Equipo Bullying Cero, del Centro de Investigaciones del Desarrollo Psiconeurológico.
Bullying es el término en inglés para definir al acoso entre pares. El cyberbullying (acoso cibernético), entonces, es un problema que no sólo padecen los adolescentes argentinos. Canadá y España, por caso, son países donde el fenómeno preocupa. Pero como la web no tiene fronteras, aquí y allá las maneras son las mismas. El video es uno de los soportes donde más se difunde el hostigamiento. Es muy sencillo encontrar en YouTube peleas o palizas en colegios o plazas. "Se matan. No sólo compiten por ser más populares, sino que ahora está esto del insulto y las peleas. Generalmente, lo hacen para divertirse más que por maldad, pero no entienden el sufrimiento del otro", comenta María Cáceres, una chica de 17 años, que ve cómo esto ocurre alrededor suyo todo el tiempo. Nativos de la generación 2.0, los "Emos" y los "Floggers" son el blanco preferido para el castigo por su alta sociedad con Internet. Tanto, que sitios como Fotolog empezaron a bloquear páginas dedicadas al acoso hacia ellos. La red también sirve para continuar con agresiones que comenzaron cara a cara. El caso de Kevin Leguizamón, un chico de San Isidro golpeado a la salida de la escuela en abril, tuvo sus capítulos por mail.
"El bullying con todas sus variedades, incluyendo el cyberbullying, es una forma de abuso muy tóxica. Siempre ocurrió en recreos, colonias de vacaciones, entre deportistas, cárceles y sobre todo con miembros jóvenes de las fuerzas armadas", detalla Jorge Srabstein, médico argentino, profesor de Psiquiatría en la Universidad George Washington, de Estados Unidos. Srabstein entiende que el "ciberhostigamiento" agudiza el problema: "La víctima está avergonzada delante de todo el mundo, literalmente, y hay mucho anonimato".
Este agobio es traumático en los chicos. "El bullying es un factor de estrés muy importante que termina siendo crónico y puede terminar con trastornos psiquiátricos. Empieza con dolor de cabeza o estómago, trastornos de ansiedad, fobia y depresión", explica Sinigagliesi.
Sin embargo, los problemas no son sólo para el que recibe el daño. "Es importante saber que los riesgos de salud afectan también a los ?buleros'. No hay que castigarlos, sino ayudarlos a desarrollar empatías y sensibilidad", reflexionó Srabstein. CC

Fuente: Diario Los Andes 21 de mayo de 2008

viernes, 13 de marzo de 2009

CIBERBULLYING Y ACOSO A TRAVÉS DE LAS TICs: ¿Viejos y nuevos problemas?

¿QUÉ ES EL "CIBERBULLYING"? ¿QUIÉNES ACOSAN MEDIANTE EL USO DE LAS TICs? ¿SE TRATA DE FENÓMENOS NUEVOS O NUEVAS VERSIONES DE PROBLEMAS VIEJOS?
¿CUÁLES SON LOS EFECTOS DEL ANONIMATO? ¿DE QUÉ FORMAS SE PUEDE INTERVENIR PARA ABORDAR ESTE TIPO DE PROBLEMAS?

Marcela Czarny, aborda estos temas en la siguiente nota:

Ante el aumento indiscutido del uso - de la apropiación- de los diferentes dispositivos tecnológicos por parte de los niños y niñas de nuestra sociedad, ¿qué se hace? En primer lugar, no replicar estructuras arcaicas a estos momentos. Es decir, aunque los problemas sociales, educativos, de crianza, relacionales son básicamente los mismos, el modo en que se presentan tiene características diferentes a causa de la impronta de la apropiación que los chicos hacen de las tecnologías y los nuevos medios de comunicación.

Veamos algunos ejemplos: En las escuelas siempre existieron problemas de convivencia, de niños y niñas más agresivos que otros. Hoy en día, el acceso de todos a Internet y a los celulares hace que las agresiones puedan ser a toda hora y en todo lugar. Y los agresores pueden escudarse sin problema en el anonimato que ofrece, por ejemplo, la publicación de un mensaje agresivo en el fotolog o página web del agredido. ¿Viejo problema? Sí, porque se trata de trabajar con los alumnos y alumnas el respeto por el otro, la honestidad, la valentía de decir las cosas de frente, la ética de convivencia. ¿Nuevo problema? También, porque la modalidad en que se presenta es tan diferente, que no se puede seguir utilizando los mismos recursos. Los docentes, en este caso, deben familiarizarse con los dispositivos que están utilizando sus alumnos para poder pensar nuevas estrategias de trabajo y de llegada.
Otro ejemplo: Siempre hubo, en todas las épocas, peligros de adultos enfermos que abusaron, acosaron o simplemente se gratificaron sexualmente con menores. Pero hoy en día, el chat, las fotos que ingenuamente postean niños y niñas, la información que dan de sus vidas personales y, nuevamente, la posibilidad de anonimato que ofrece la era digital hace que estas personas puedan extraer información, generar contactos con niños y niñas a través de identidades falsas, etc. ¿Viejo problema? Nuevamente, sí. ¿Nuevo problema? Sin duda y por la misma razón que en el ejemplo anterior. Internet se constituye en un nuevo escenario donde suceden abusos de niños y niñas, aún cuando no se produzca contacto físico. En este caso, las diferentes instancias legislativas deben modificar las leyes para que, los nuevos modos de acercarse para estos fines a los niños y niñas esté penalizado.

Cada espacio social debe reflexionar y sacar conclusiones, que estarán, sin duda, a caballo entre las problemáticas de siempre y las nuevas modalidades en que se presentan con dinámicas, formatos y cambio de subjetividades tan diferentes, que "casi" se transforman en nuevos problemas. Nadie debe dejar de conocer estas nuevas formas: ni los docentes (para poder educar mejor comprendiendo los nuevos gustos y hábitos y reglas que rigen la vida de los niños y niñas) ni los padres (para poder sugerir con más convicción las pautas de cuidado y prevención que sus hijos e hijas deben construir) ni los legisladores (que deben reconocer permanentemente las nuevas formas de delincuencia para poder actuar en consecuencia). Los niños y niñas se apropian de cada nuevo dispositivo tecnológico que aparece en el mercado sin pedirnos permiso a los adultos. Pero es responsabilidad nuestra pensar primero y promover después buenas prácticas y usos positivos de estos últimos, para no perder de vista que los valores sociales, familiares y educativos siempre deben estar sustentando y promoviendo estos usos.
Desde la Asociación Civil Chicos.net promovemos la toma de conciencia de estas problemáticas por parte de los diferentes actores sociales, especialmente niños, niñas y adolescentes; para que puedan seguir disfrutando y creciendo con todas estas pantallas que no existían en nuestras infancias, pero desde un modo divertido pero también saludable.

Marcela Czarny
Directora de la Asociación Chicos.net

martes, 10 de marzo de 2009

"Bloquea el acoso en línea" - www.protegeles.com

video

EN OCASIONES SE HA HECHO REFERENCIA A UNA CULTURA DE LA "CIBERINTIMIDACIÓN" ENTRE NIÑOS, NIÑAS Y ADOLESCENTES, ¿PODEMOS DECIR QUE SE TRATA DE UN FENÓMENO COMÚN ? ¿SON CASOS AISLADOS? ¿SE PUEDE REALMENTE HABLAR EN TÉRMINOS DE FENÓMENO CULTURAL?

¿DE QUÉ FORMAS SE LLEVA A CABO EL "CIBERACOSO"? ¿ES NECESARIO INTERVENIR PARA SU PREVENCIÓN? ¿QUÉ ESTRATEGIAS SON LAS ADECUADAS?

lunes, 9 de marzo de 2009

Entrevista a Mar Monsoriu


MAR MONSORIU PIENSA QUE A LOS PADRES NO LES QUEDA MÁS REMEDIO QUE APRENDER A MANEJARSE EN LAS REDES SOCIALES DE INTERNET QUE UTILIZAN SUS HIJOS/AS.
Se habla de que estas redes sociales de internet están de moda, ¿qué tan extendido es su uso? ¿se usa más en unos países que en otros?
¿Para qué se usan estas redes sociales?¿Cómo pueden prevenirse los riesgos de su utilización?¿Hay redes más seguras que otras?¿Qué diferencias hay entre ellas?
Algunos piensan que hay que controlar lo que los niños, niñas y adolescentes hacen en estas redes, ¿es esto recomendable?

"Los padres tienen que conocer qué son las redes sociales, no pueden abstenerse"

Las redes sociales de Internet constituyen uno de los últimos fenómenos en España. En poco más de un año han pasado de ser un nuevo e interesante servicio poblado por usuarios avanzados a convertirse en un extendido y popular tema de conversación. ¿Quién no ha oído alguna referencia a redes como Facebook o Tuenti en los últimos meses? Mar Monsoriu, una experta en el uso de las nuevas tecnologías que ha dedicado su último libro "Manual de Redes Sociales en Internet", habla de todo este fenómeno y de cómo los padres deben encarar el uso masivo que los más jóvenes hacen de esta herramienta.

¿Cómo se aproximan los padres al fenómeno de las redes sociales?

Mal y a trompicones. Hice una especie de batida entre mi libreta de direcciones para ver quién tenía hijos de 14 años y les envié un correo electrónico por si querían colaborar. Había gente que me contestaba: "Yo se lo voy a pasar a mi hija, pero en Tuenti no está". Pero claro que lo usaban. Luego me decían: "Menos mal que me lo has pedido, porque ahora me acabo de enterar de que mi hija está allí". Les ha pillado con el pie cruzado. Ahora empieza a sonarles un poco, pero la pregunta es: ¿a mí, persona adulta, me interesa estar?

¿Y qué les dice?
Que claro que sí, que no les queda más remedio. Ya no hay vuelta atrás, es como si dijeran que ya no quieren utilizar el correo electrónico en Internet; se perderían un montón de oportunidades.

Usted realizó 100 entrevistas a adolescentes para documentar su libro, ¿cuál era la red social que más utilizaban?

"Se está observando una migración clarísima de los mayores de 18 años a Facebook porque en Tuenti se les han colado los hermanos pequeños".
Depende de la edad. Era Tuenti, pero bastantes de los entrevistados estaban sobre los 18 años. En los últimos seis meses ha cambiado bastante el panorama y se está observando una migración clarísima de los mayores de 18 años a Facebook porque en Tuenti se les han colado los hermanos pequeños.
A mí me cuentan lo pesados que son los críos de 11 años con sus hermanos y primos para que les agreguen, cotillear sus salidas y conversaciones y chivarse. Los mayores se niegan a eso, dejan el perfil sin moverlo y se largan a Facebook. Hasta hace un tiempo, los chicos que se apuntaban dentro de Tuenti en redes de universidades españolas eran cientos al día, actualmente, diez al día como máximo.
Los más pequeños estaban en Habbo, una red con avatares, pero les parece más real Tuenti. En MySpace se encuentran todos los chavales a los que les encanta la música o relacionados con el mundo artístico. Fotolog ha tenido mucho tirón entre los chicos de 16 años, pero pierde adeptos porque sólo les dejan poner una foto al día y ya saben que pueden estar en otros sitios con más prestaciones. En esta red se han metido varias tribus urbanas, como los emos.

¿Qué problemas se encuentran los niños y los jóvenes cuando usan las redes sociales?

"Los niños diferencian bien lo que es aceptable de lo que no lo es".
Ellos diferencian bien que es lo aceptable. El tema de la imprudencia se produce más por inconsciencia. A lo mejor ponen un número de teléfono móvil y no caen en que puede ser peligroso, pero sí tienen claro que determinadas fotos no son aceptables. A mí me hacían gracia los comentarios que hacían los chavales quejándose: "Yo he visto fotos de mis profesores, que ya les vale". Y esto les influye mucho más de lo que parece. Por otro lado, pueden coincidir con gente de su misma edad que sean una mala influencia porque pertenecen a un grupo no deseable. Por ejemplo, una niña que se empiece a relacionar con grupos de personas anoréxicas.


¿Cuál es la pauta más importante que pueden dar los padres a los hijos en el uso de las redes sociales?
Necesariamente tienen que conocer qué son las redes sociales, no pueden abstenerse. Deben hacer el esfuerzo. Por decirlo de una manera sencilla, si hasta ahora un padre se había preocupado de qué era una página web, ahora se tendrá que preocupar de qué es un tipo especial de página web que se llama red social, porque ahí es donde están sus hijos y se van a socializar: van a conocer a extraños, van a conectar con sus amigos y van a publicar sus fotografías.

Las redes sociales se utilizan durante más tiempo que los sitios web convencionales y esto sucede incluso con los adultos, ¿qué opina de este hecho?

"La red social es cómoda, tecnológicamente avanzada y tiene tanto desarrollo que cuando te descuidas has perdido mucho tiempo".
Las redes sociales tienen el récord de permanencia de la gente en ellas porque dentro se realiza lo que antes se hacía en otros sitios. En ese sentido es lógico, porque se suma el tiempo que se dedicaba al correo electrónico, al chat, a navegar, a escribir blogs, a compartir vídeos de YouTube o música de Last.fm. Ahora se tienen todas esas prestaciones dentro de un sitio, con lo cual alguien está cinco horas en una red social; pero claro, antes lo estaba haciendo por separado. La red social es cómoda, tecnológicamente avanzada y tiene tanto desarrollo que cuando te descuidas has perdido mucho tiempo, y esto sucede a pequeños y a mayores. Es como el "Hola" con noticias de los amigos; eso me dijo una vez un amigo. Las empresas tienen un problema, porque no pueden prohibirlo a sus empleados pero tendrán que establecer una pauta de comportamiento respecto a qué se acepta en cuanto al tiempo.

Usted ha utilizado una red social, Facebook, para crear un grupo acerca de su último libro. ¿Cómo ayudan las redes sociales en las labores de promoción?

"Las redes sociales sirven de maravilla para promover eventos y productos si se tiene un poco de idea".
Hay gente que considera personales a las redes sociales como Facebook frente a las profesionales como Xing, Viadeo o LinkedIn. Sin embargo, yo creo que se tiende a que en éstas también se hagan negocios porque se tiene todo en el mismo sitio. Las redes sociales sirven de maravilla si quien debe usarlas tiene un poco de idea. Por ejemplo, el Teatro Abadía de Madrid ha creado una página en Facebook y ha buscado comunicarse con gente normal, que no necesariamente estuviera vinculada a las artes escénicas, para dar a conocer sus espectáculos programados. Es una manera de que el teatro se acerque a su audiencia. De hecho, se está reinventando la publicidad, hay un nuevo comportamiento por parte de la audiencia y hay que saber moverse. Ahora funcionan las campañas, las iniciativas, las causas y los clubes de fans.

De todas las posibilidades que brinda una red social, como compartir fotos, vídeos, novedades, o jugar, ¿cuál es la que más gusta a los jóvenes?

"A los niños, les encanta comentar lo que sienten, lo que hacen en cada momento, retransmitir su vida".
A los niños, les encanta comentar lo que sienten, lo que hacen en cada momento, retransmitir su vida. Por ejemplo, en Fotolog la gracia del asunto es publicar una foto, hacer un primer comentario y que los demás sigan. Si no tienes 500 comentarios, eres un "matao". Gracias a lo cual se tienen que estrujar la neurona para ver qué foto ponen y qué comentario. A ellos les sorprende que uno no lo haga. A mí me dicen: "Oye, tú en Tuenti no haces comentarios".

¿Los padres deben agregar a sus hijos como contactos?

"Un joven 15 años no querrá agregar a su padre porque no va a estar nada cómodo".
No. Si son pequeños y aceptan por las buenas, vale, pero llega un momento en que los niños son preadolescentes y, por pura evolución, ellos reafirman su personalidad y quieren unirse a su pandilla y separarse de sus padres. Un chico de 15 años no querrá agregar a su padre porque no va a estar nada cómodo. Si el padre o la madre son muy insistentes, el hijo tendrá perfiles A y B. El A de buenecito con su padre agregado, y el B haciendo el bestia.
En lugar de eso, aconsejo que les pidan que enseñen su perfil y así lo limpiarán de vez en cuando. Funciona como si se les pidiera que ordenaran su habitación; intentarán apañarla un poco. Se debe dar un margen de tiempo, de una semana, por ejemplo, para que el joven quite fotos por las que crea que se le puede abroncar y lo deje más presentable. Si, aun así, el padre o madre ve algo que no le gusta, conviene negociar y hacerle ver, por las buenas, que eso que ha puesto no está bien. Histéricos no, porque no conseguiremos nada. Luego, sí se le podría tratar de convencer para que tenga agregado a algún adulto responsable, a alguien en quien confíe: un tío, un hermano mayor, un profesor. Una persona que en algún momento pueda echar un vistazo.
¿Qué se les debe decir a los niños acerca de agregar como amigos a personas desconocidas en el mundo físico?

"No se puede evitar que los niños accedan a desconocidos, es un hecho que el 100% de ellos lo hace". Eso ha pasado en el Messenger y ahora en las redes sociales sucede corregido y aumentado. ¿Por qué? Porque quieren tener más popularidad y hacer amistades nuevas. A un niño pequeño le parece un exotismo agregar entre sus amigos a alguien que viva en otro lado y que se salga de su ambiente habitual. El hijo va a tener las amistades que ya tenía más los nuevos que conozca a través de las redes sociales.
Aceptado ese hecho, hay que darles consejos acerca de esos desconocidos: que desconfíen un poco, hacerles ver que el que digan que tienen una determinada edad no necesariamente es verdad, que no proporcionen datos acerca de la localización de la casa, que no den el teléfono móvil. Se debe intentar esto, ahora, el éxito es bajo, para qué engañarnos.

¿Cuál es la red social más segura?

Leí que unos periodistas ingleses habían descubierto trucos para saltarse la prohibición de las redes sociales y acceder directamente a los perfiles a través de los buscadores. Estuve haciendo pruebas y busqué "pro an" de proanorexia y me salieron 750 perfiles de MySpace a los que podía acceder directamente, sin estar inscrita. Ahora la última moda entre los menores consiste en cómo ver las fotos de Tuenti de quien no tienen agregado.

¿Y lo pueden hacer?

"Tuenti tiene una seguridad horrible". Sí, Tuenti tiene una seguridad horrible. La red social que conozco más segura se llama Asmallworld. Se compone de millonarios, los primeros invitados fueron los de la lista de Fortune, y resulta muy difícil entrar. Es dificilísimo poder "chulearles" la parte informática. Su arquitectura web se diferencia mucho de otras que haya podido ver y han implementado unas medidas de seguridad muy superiores a las que tienen otros, quizás porque tienen más que proteger.

"En las redes sociales no hay privacidad; a pocos trucos que se sepan, se acaba accediendo a los perfiles de la gente". Pero en general, Facebook me parece más segura que otras. Aun así yo me he saltado todo. He visto perfiles de arriba abajo de gente que no tengo agregada y he visto todas sus fotos. No hay privacidad, a pocos trucos que se sepan, se acaba accediendo. La gente debe tener claro que todas las redes sociales, si no venden los datos ya, los venderán. Toda la información que ponemos es para ellos. Lo hemos firmado en el aviso legal y además se trata de una de sus fuentes de financiación: fotos, contenidos, datos de correo electrónico, teléfono móvil..., todo eso lo van a vender. Sólo se debe poner aquello que no te importa que vendan. No se debe subir algo que crees que sólo vas a compartir con tus amiguetes, porque el día menos pensado verás la foto de tu hijo en la portada de una revista de bebés y no tendrás ningún derecho a nada.

¿Qué opina de las suplantaciones de identidad que se producen en las redes sociales?

Las personas conocidas deberían tener su perfil en las redes sociales porque una de dos: o lo tienen o las suplantan. Cuando se empiezan a agregar contactos (amigos, compañeros de trabajo, etc.) se puede diferenciar quién tiene el perfil original. La propia persona tiene capacidad para acudir a la red social y pedir que quiten al otro. Este problema también les sucede a las empresas, a veces de buen rollo, pero también para crear comunidades virtuales antimarca. En personas normales, si uno desarrolla su perfil evita que otro se tome la molestia de crear otro, porque no tendría mucho sentido.